Publicado el 2010-02-19

Recuento de las agresiones petroleras a los indígenas peruanos

SENA-Fobomade

La Federación Nativa de Madre de Dios en Perú rememora los principales casos de violación de derechos comunales cometidos por multinacionales petroleras.

IPC, Cities y Andes

Las empresas IPC, Cities Services y Andes Petroleum Company se asentaron en el Manu a

fines de los años 60, afectando territorios de los harakmbut, yine, machinguenga, arahuca, iñapari y yaminahua; muchos de los cuales se aislaron para evitar más impactos.

Shell

A fines de los 60, Shell y Amoco se asentaron en territorios matsés y Awajún, pero se replegaron parcialmente a partir de los 80 debido a las fuertes críticas. Entonces Shell comenzó a operar en Sepahua y Camisea, territorios matsiguengas, y se internó en el Parque Nacional del Manu, territorio de los Yora, indígenas en aislamiento. Los yoras atacaron en varias ocasiones los campamentos de Shell. Misioneros evangélicos del Instituto Linguista de Verano contactaron a los yoras de manera forzosa.

Shell contaminó los territorios matsiguengas del Bajo Urubamba, firmando contratos individuales con cada comunidad. A mediados de los 90, volvió al Bajo Urumba como consorcio Shell-Mobil-Chevron, y desarrolló proyectos sociales que generaron más conflictos entre las comunidades.

Shell abandonó la zona porque no pudo lograr contratos favorables con el Estado.

OXY, ARCO y Pluspetrol

En 1976, la construcción del ramal norte del oleoducto norperuano dejó una mala experiencia en las comunidades de la zona. En 1996 la Organización Achuar Acharti Ijundramo (ATI) del Pastaza rechazó las actividades de Pluspetrol, OXY y ARCO, porque contaminaban el ambiente y contribuían a la perdida de identidad de los achuar, obligándoles a retirarse de la zona.

ELF

La empresa francesa ELF se instaló en territorio Asháninka en los 80. Posteriormente los asháninkas se organizaron en el Consejo de Unificación Indígena de la Selva Central del Perú (CUNISECP) para rechazar las acciones de ELF y pedir que la empresa reparara la contaminación causada. Nunca recibieron respuesta del Estado ni de la empresa.

Pluspetrol, Repsol y Hunt Oil

El 2001 Pluspetrol y TGP (Transportadora de Gas del Perú) comenzaron a activar Camisea. Desde 2004 se han producido más de seis derrames de gas conocidos, contaminando la zona y aumentando la tasa de mortalidad. Actualmente, Repsol y Hunt Oil están autorizadas a explotar en la Reserva Comunal Amarakaeri.

Fuente: Lucha Indígena de Perú.


Imprimir
| More

Insertar comentarios

Insertar nuevo comentario

Insertar un comentario

Para insertar un nuevo comentario debe registrarse

Ingresar

¿Todavía no está registrado? Regístrese