Publicado el 2011-08-12

La Cumbre afro y la Ciudad Modelo del Neocolonialismo

ALIANZA 214, Coordinadora de Organizaciones Negras y OFRANEH

El pueblo Garífuna después de haber habitado en Honduras durante los último dos siglos, con la recién aprobada Ley de Regiones Especiales para el Desarrollo (RED), conocidas también como Ciudad Modelo, encaramos un inminente peligro de expulsión. 

El Congreso Nacional de Honduras ha emitido una serie de leyes que van en detrimento del pueblo Garífuna y demás pueblos indígenas del país. Ante esta situación la Alianza 2-14, la Coordinadora Nacional de Organizaciones Negras y la OFRANEH, hemos decidido llevar a cabo un Foro para analizar el acaparamiento de Territorios en África y  América Latina.

A pesar de las graves amenazas que se ciernen sobre el territorio Garífuna, el Estado de Honduras apoya con mucho interés la implementación de los RED, al mismo tiempo que apoya un evento denominado Cumbre de Afrodescendientes, destinado para maquillar la expulsión del pueblo Garífuna de Honduras.

El Foro sobre Acaparamiento de Territorios tiene como fin, denunciar las estrategias de organismos financieros internacionales, y agencias de cooperación cómplices con los despojos territoriales que se viven en el planeta. Las organizaciones que estamos involucradas en el Foro, no estamos motivados por una supuesta envidia ante la cumbre promovida por el Estado sino como respuesta al silencio de las organizaciones negras proestatales que han guardado un silencio sepulcral sobre la problemática territorial, así como para plantear estrategias frenar los despojos sistemáticos que se han dado y la expulsión que se viene planificando

Hasta la fecha el Estado de Honduras, ha concedido títulos a las comunidades Garífunas solo sobre sus  cascos urbanos, desconociendo el hábitat funcional de las comunidad, cuyo manejo a recaído sobre instituciones estatales y posteriormente en manos de fundaciones privadas bajo el supuesto esquema de áreas protegidas.

A través de la Ley de Propiedad (2004) impulsada por el Banco Mundial, y señalada por la OIT como una violación más al Convenio 169, el Estado de Honduras pretende individualizar la propiedad comunitarias y así proceder a crear un efecto dominó de ventas de tierras dentro de los territorios comunitarios.

Las comunidades con el acompañamiento de la OFRANEH, han introducido en la última década más de un centenar de denuncias ante el Ministerio Publico, y existen tres y dos peticiones incoados ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en relación a usurpaciones perpetradas por la elite de poder nacional y la ausencia de respeto al derecho del uso del hábitat funcional de las comunidades Garífunas.

La Bahía de Tela y los megaproyectos turísticos impulsados en las últimas tres décadas, han sido el detonante de una serie de especulaciones inmobiliarias con las playas de las comunidades garífunas. Desde el proyecto Marbella en Triunfo de la Cruz, pasando por la pretensión de Jaime Rosenthal para apoderarse de las tierras de Nuevo San Juan  Tela, y la piñata creada por la Administración Maduro con la comunidad de Miami, es parte del saqueo del territorio Garífuna en nombre del \"desarrollo\" de los proyectos turísticos.

En la década de los años 90 se fomentó la moda de convertir parte de  nuestros territorios en áreas protegidas manejadas por la iniciativa privada. La primer expulsión silenciosa de comunidades Garífunas se dio en Cuero y Salado, posteriormente se replico la estrategia en Cayos Cochinos. Mientras tanto los empresarios disfrazados de ecologistas fueron apoderándose de lugares estratégicos desde Punta Sal hasta Capiro y Calentura, siendo estos parajes incluidos dentro de proyectos turísticos en los albores de este siglo.

Golpe de Estado y deterioro jurídico

A partir del golpe de estado del año 2009, el Congreso nacional de Honduras se ha emitido una serie de leyes en detrimento de los pocos  logros sociales adquiridos por el pueblo hondureño durante el último medio siglo. De paso se entregó la riqueza hídrica nacional a un grupúsculo de familias para la explotación y destrucción de las cuencas hidrográficas.

Y como si fuera poco, en enero de este año, un siglo después de la invasión a Honduras por parte de Sam Zemurray y las compañías bananeras, los legisladores emitieron la Ley de regiones Especiales para el Desarrollo (RED), nueva versión de la república bananera del siglo XXI. El mayor  agravante es la pretensión de entregar el territorio Garifuna entre Trujillo a Plaplaya a compañías multinacionales o alguna nación extranjera.

El sigilo por no decir el misterio con que los políticos-empresarios que son dueños del destino de la nación, en relación a la ciudad fletada (Modelo de neoliberalismo), esta impregnado de un desprecio hacia el pueblo hondureño al que se le menosprecia con la dosis habitual de desinformación.

Es evidente el Estado fallido que impera en el paraíso de la criminalidad (77,6 homicidios por cada cien mil habitantes), siendo imposible para la actual administración disfrazar el colapso económico post golpe de estado que acompaña a la violencia imperante en Honduras y las demás naciones del conocido como el triángulo de la muerte.

Para los Garinagu de Honduras es notable el deterioro en la calidad de vida de las últimas décadas, al mismo tiempo que observamos como grupúsculos de poder nacionales y compañías transnacionales, se reparten el país a través de leyes emitidas por el Congreso Nacional a quemarropa, sin tener en cuenta los antecedentes históricos de la república bananera de Honduras.

El acaparamiento de territorios que se viene dando a partir de la crisis económica del año 2008, la cual estuvo acompañada de una posterior especulación de alimentos, tanto en África, Asia y América Latina.

La Reencarnación de William Walker y el Banana Coast

En Honduras desde el año 2008, un inversionista canadiense, conocido como el Rey del Porno, inició un proceso de apropiación de las tierras en la Bahía de Trujillo. Convirtiendo los habitas funcionales de las comunidades de Guadalupe, San Antonio, Santa Fe y Trujillo bajo el nombre de Banana Coast.

En fecha reciente el Congreso Nacional, desde Gracias (Lempira) aprobó el Reglamento de los RED. En dicha sesión participo el Rey del Porno y otros inversionistas y legisladores canadienses. Los RED colocan a Honduras en una subasta pública para que el estado nación sea vendido por retazos.

Mientras tanto, las comunidades Garífunas sufren presiones territoriales a manos de grupos ligados al crimen organizado, situación denunciada ante el Ministerio Publico y el INA, sin que estas instancias hayan asumido sus deberes. Todo parece indicar que existe un silencio por parte de las instituciones estatales y Ongs Garífunas en cuanto a la defensa de nuestro  territorio ancestral.

Mediante las Ciudad modelos, futuro paraíso fiscal se repite la tragedia del siglo XX, cuando las compañías bananeras se apoderaron de la costa norte. Pero en esta ocasión no pasa  de ser una farsa, donde un nuevo William Walker denominado el Rey del Porno se apodera del territorio Garífuna. Los planificadores de este emporio neocolonialista apuestan convertir este territorio en una masiva plantación de palma africana y caña de azúcar, una urbe consagrada como paraíso fiscal al estilo de un Gran Cayman localizado sobre un enorme yacimiento de hidrocarburos.

Como es costumbre de nuestros mediocres gobernantes  en Honduras, la solución a la pobreza endémica es rematar nuestro país al igual que colocar nuestras conciencias en manos del mejor postor.

Mientras tanto la actual administración y ciertas agencias de colonialismo internacional y una Ongs Garífuna, impulsan una Cumbre de Afrodescendientes, casualmente cuando al pueblo Garífuna se le expulsa del país por intermedio de las Regiones Especiales para el Desarrollo, conocida como las Ciudades Modelo y los procesos de despojo que se han venido realizando en las ultimas décadas.

La Ceiba, Atlantida 10 de Agosto del 2011


Imprimir
| More

Insertar comentarios

Insertar nuevo comentario

Insertar un comentario

Para insertar un nuevo comentario debe registrarse

Ingresar

¿Todavía no está registrado? Regístrese